Protege, calma y repara las rojeces e irritaciones que causa el pañal en la piel del bebé, devolviéndole su PH natural.